Un trabajador del consulado turco de Estados Unidos se enfrenta a años de cárcel

Publicado el Por Agencias / Arwa Desk (author)

Lugar(es):

Desde el fallido golde de Estado de 2016, cerca de 77.000 personas han sido encarceladas y más de 150.000 han sido despedidas o suspendidas de sus trabajos en los sectores militar, público y privado (AFP)
Desde el fallido golde de Estado de 2016, cerca de 77.000 personas han sido encarceladas y más de 150.000 han sido despedidas o suspendidas de sus trabajos en los sectores militar, público y privado (AFP)

Un empleado turco del consulado estadounidense en Estambul se enfrenta a prisión si es declarado culpable de espionaje y golpe de Estado, cargos aceptados por un tribunal, informó la agencia estatal de noticias Anadolu.

El arresto de Metin Topuz en octubre de 2017 exacerbó las tensiones entre Washington y Ankara, ya establecidas por el apoyo de Estados Unidos a los combatientes kurdos en Siria, el plan de Turquía para comprar un sistema de defensa ruso y el encarcelamiento por parte de EE.UU. del ejecutivo de un banco estatal turco en un caso de incumplimiento de sanciones de Irán.

La corte de Estambul decidió el viernes mantener a Topuz, traductor y reparador de la Agencia de Control de Drogas, detenido hasta la audiencia programada para el 26 de marzo, dijo Anadolu.

Topuz fue arrestado por supuestos vínculos a la red del clérigo estadounidense Fethullah Gulen, a quien Turquía acusa de estar detrás del intento de golpe de Estado en 2016, que Gulen niega.

Se sospecha que el empleado del consulado tiene contactos con ex oficiales de policía y un fiscal acusado de vínculos con el movimiento Gulen, informó Anadolu.

La agencia añadió que la acusación formal sostuvo que Topuz tenía “fuertes contactos" con ex jefes de policía involucrados en una investigación de 2013 sobre acusaciones de corrupción que afectaban a los funcionarios del gobierno en ese momento.

Ankara ha exigido en repetidas ocasiones que Washington extradite a Gulen, quien ha vivido en los Estados Unidos en un exilio autoimpuesto desde 1999.

Desde el fallido golpe de Estado, alrededor de 77.000 personas han sido encarceladas y más de 150.000 han sido despedidas o suspendidas de sus trabajos en los sectores militar, público y privado.

Los grupos de derechos humanos y los aliados occidentales de Turquía han expresado su alarma ante la escala de represión, diciendo que el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, está utilizando el intento de golpe de Estado como pretexto para sofocar la disidencia.

El gobierno rechaza las críticas y dice que las medidas son necesarias debido a la gravedad de la amenaza a la seguridad a la que se enfrenta.

A finales del año pasado, hubo un alivio en las tensiones entre Estados Unidos y Turquía cuando un tribunal turco liberó a un pastor estadounidense detenido durante dos años por acusaciones de vínculos con militantes kurdos y simpatizantes de Gülen.

El miércoles, un tribunal turco liberó a otro empleado del consulado estadounidense en la ciudad de Adana, en el sur del país, después de que lo declarara culpable de pertenencia y apoyo a una organización terrorista armada.

Hamza Ulucay, un traductor en el consulado de Estados Unidos en Adana, fue sentenciado a cuatro años y medio en la cárcel, pero fue puesto en libertad por sus servicios.

 

Article rating:

datos de la votación

0 Respuesta(s) a “Un trabajador del consulado turco de Estados Unidos se enfrenta a años de cárcel”

Dejar una respuesta