• info@arabia.watch

Irán convoca a un enviado suizo por el arresto estadounidense de la periodista de Press TV

Prefiere escuchar?

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán convocó al embajador suizo en Teherán para exigir la liberación incondicional e inmediata de una periodista de la televisión estatal detenida en los Estados Unidos.

El portavoz del ministerio, Bahram Ghasemi, dijo que se envió una nota de queja al embajador de Suiza en una reunión el martes sobre la detención “inhumana y discriminatoria” de la ciudadana iraní y periodista de Press TV, Marzieh Hashemi.

La embajada suiza en Teherán gestiona los intereses de Estados Unidos en Irán después de que los dos países rompieron relaciones después de la revolución islámica de 1979.

“Se exigió su liberación inmediata e incondicional” en la reunión con el embajador, agregó Ghasemi.

El 13 de enero, Hashemi, nacida en Estados Unidos y que trabaja para Press TV de Irán en inglés, fue arrestada cuando llegó al aeropuerto internacional de St. Louis Lambert, según familiares y amigos citados por Press TV.

Press TV dijo que Hashemi había ido a los Estados Unidos para visitar a su hermano con una enfermedad terminal, y también afirmó que los funcionarios estadounidenses le habían impedido usar su hiyab y que solo le habían ofrecido carne de cerdo, prohibida en el Islam, como comida.

Middle East Eye no pudo verificar independientemente estas afirmaciones.

El viernes, un tribunal de los Estados Unidos confirmó el arresto y dijo que su testimonio era requerido en un caso no especificado, pero que no fue acusada de un delito.

En una audiencia en Washington, un juez ordenó el cierre parcial de una orden a Hashemi, una musulmana conversa que cambió su nombre de Melanie Franklin.

El tribunal dijo que Hashemi fue arrestada por “una orden de arresto material” y se le dejaría ir después de prestar testimonio ante un gran jurado que investiga “violaciones de la ley penal de los EE.UU. no especificadas”.

El ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Javad Zarif, tuiteó el lunes que Estados Unidos necesitaba elaborar sus acusaciones.

“El gobierno de EE.UU. necesita explicar cómo Marzieh Hashemi, periodista y abuela, es un riesgo tan grande que debe ser encarcelada hasta que termine su testimonio ante un gran jurado”, escribió.

“50 años después del asesinato de MLK, Estados unidos sigue violando los derechos civiles de hombres y mujeres negros”.

‘Libertad de expresión’

El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés), un organismo de control con sede en Nueva York, expresó su preocupación el viernes por el caso de Hashemi.

“Estamos preocupados por el arresto de una periodista de la televisión estatal iraní, Marzieh Hashemi, y pedimos al Departamento de Justicia de los EE.UU. que revele de inmediato la base de su detención durante los últimos cinco días”, dijo en una declaración Alexandra Ellerbeck, coordinadora del programa de Norte América de CPJ.

El Consejo de Relaciones Islámicas Americanas (CAIR, por sus siglas en inglés) también pidió a las agencias del gobierno de los Estados Unidos que expliquen las razones detrás de la detención de Hashemi.

“Los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley deben aclarar por qué detienen a la Sra. Hashemi sin cargos formales … No puede haber ninguna justificación para negar a un ciudadano estadounidense, o cualquier otra persona, sus derechos civiles y religiosos básicos”, dijo el director ejecutivo de CAIR, Nihad Awad, en una declaración.

El Consejo Nacional Iraní Americanoo (NIAC, por sus siglas en inglés), un grupo de defensa que promueve la diplomacia con Irán, instó a Washington a respetar la libertad de prensa en el caso de Hashemi.

“NIAC ha condenado sistemáticamente el vergonzoso historial del gobierno iraní de detenciones por motivos políticos, que incluyen arrestar arbitrariamente a ciudadanos de doble nacionalidad, acusarlos de cargos falsos, someterlos a condiciones crueles y utilizarlos como moneda de cambio en las negociaciones”, dijo el presidente del grupo, Jamal Abdi, en un comunicado de prensa el miércoles.

“Es absolutamente crucial que el gobierno de los EE.UU. no siga el ejemplo y en su lugar observe los valores fundamentales de la libertad de expresión y la libertad de prensa”.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.