La Gran Marcha por Palestina vuelve a la carretera.

La Gran Marcha por Palestina recorrió durante el fin de semana las carreteras y los carriles bici de las regiones centrales y noroccidentales de Inglaterra con el fin de concienciar sobre la cuestión palestina y recaudar fondos para los niños y los paraciclistas de la asediada Franja de Gaza. Más de 250 ciclistas salieron del centro de Derby el viernes por la mañana y se dirigieron a Manchester pasando por "Stoke on Trent".

Por el camino, los ciclistas, con edades comprendidas entre los 5 y los 80 años, presionaron en el Campeonato de Golf JCB, cerca de Uttoxeter. Se unieron a una pequeña protesta del Comité Israelí contra las Demoliciones de Casas del Reino Unido (ICAHD UK) y otros activistas de la solidaridad con Palestina que señalaban la ironía de que "JCB" donara dinero a organizaciones benéficas de niños en este país mientras vendía maquinaria pesada a Israel, que el estado del apartheid utiliza para demoler casas palestinas y dejar a los niños sin hogar. La empresa no estaba muy contenta con la interrupción de su evento de blanqueo corporativo, y hubo una presencia de seguridad visiblemente fuerte.

"JCB tiene la responsabilidad legal y moral de garantizar que sus equipos no se utilizan para cometer abusos contra los derechos humanos", dijeron los partidarios de la protesta: Amnistía Internacional, Amos Trust, War on Want, ICAHD UK, la Campaña de Solidaridad con Palestina y, por supuesto, Big Ride for Palestine. "Debe poner fin a su participación en el cruel sistema de apartheid de Israel y garantizar que su equipo no se utiliza en crímenes contra la humanidad"

Sin dejarse intimidar por la gélida respuesta en el JCB Golf and Country Club, los ciclistas se dirigieron a Stoke, donde fueron recibidos en una concentración organizada por activistas locales de solidaridad de la "Mezquita City Central" de Stoke. El presidente del comité de la mezquita, el concejal Amjid Wazir, anunció que en una colecta realizada ese mismo día se habían recaudado más de 3.000 libras esterlinas (3580 euros) para las organizaciones benéficas apoyadas por el "Big Ride", concretamente la "Middle East Children's Alliance" y los "Gaza Sunbirds", un club de ciclismo creado para defender a los paraciclistas y ayudarles en su objetivo de participar en los próximos Juegos Paralímpicos de 2024.

Tras repartir folletos sobre el JCB y los objetivos del Big Ride 2022 entre los residentes locales, el Big Ride llegó a Manchester el sábado por la noche a tiempo para el primer Big Gig for Palestine de la ciudad, que celebraba y presentaba a artistas palestinos.

El programa culminó el domingo con un recorrido de quince millas por Manchester y sus alrededores, seguido de una concentración en el parque Platt Fields organizada por la Campaña de Solidaridad con Palestina de Manchester. Entre los oradores se encontraba la actriz Maxine Peake, que dijo en la concentración que este tipo de activismo es esencial, no sólo para el pueblo de la Palestina ocupada, sino también porque "la injusticia en cualquier lugar amenaza la justicia en todas partes"

Ese fue el mensaje que se llevaron los "Big Riders" mientras se dirigían a sus hogares en todo el país. Dirigida por voluntarios, la Marcha es inclusiva y diversa, y en ella participan personas de todas las edades, etnias, religiones, capacidades y convicciones políticas.

"Todos nos reunimos para pedalear juntos y mostrar nuestro apoyo a Palestina", dijo el fundador Owen Cooper a MEMO. "Todo el mundo es bienvenido en nuestra cabalgata, y nos oponemos firmemente a todas las formas de racismo, incluyendo la islamofobia y el antisemitismo"

.