La tensión entre Israel y Hezbolá alcanza un nivel sin precedentes.


La tensión entre el Estado ocupante de Israel y Hezbolá en Líbano por el yacimiento de gas de Karish ha alcanzado un nivel sin precedentes, informó el miércoles la agencia de noticias Safa. El yacimiento se encuentra en aguas del Mediterráneo que reclaman tanto Israel como Líbano.

Fuentes militares israelíes han descrito la situación como "la más peligrosa desde el final de la segunda guerra libanesa en 2006" Señalaron que el campo de gas podría desencadenar un grave enfrentamiento armado.

Israel y Líbano han mantenido conversaciones indirectas con la mediación de Estados Unidos sobre los derechos del yacimiento de gas en alta mar, así como sobre la demarcación de las fronteras marítimas entre los dos países, que no tienen vínculos diplomáticos.

El mes pasado, Hezbolá envió cuatro drones a la zona del yacimiento de gas que fueron derribados por el ejército israelí. Hezbolá dijo que los drones cumplieron su objetivo.

Según el líder de Hezbolá, Hassan Nasrallah, los drones eran "sólo el principio" El movimiento "irá a la guerra" si el Estado de ocupación extrae gas antes de que se resuelva la cuestión.

Los medios de comunicación israelíes informan de que el gobierno de ocupación está presionando a Washington para que intente llegar a un acuerdo con Líbano en las próximas semanas, porque está previsto que empiece a extraer gas en septiembre.

El "Times of Israel" señaló que el primer ministro Yair Lapid y su ministro de Defensa, Benny Gantz, sobrevolaron recientemente el yacimiento de gas. Describió el movimiento como un intento de subrayar la soberanía israelí sobre el lugar. Los políticos también advirtieron que Israel iría a la guerra por él.

Israel Hayom ha informado hoy de que un periódico libanés, Al Akhbar, ha dicho que el gobierno de Beirut espera recibir una propuesta mejorada sobre el disputado campo de gas. Al parecer, la propuesta podría llegar tan pronto como este fin de semana, cuando el mediador estadounidense, Amos Hochstein, regrese a la región.