Los organizadores del Mundial dicen que no se venderá cerveza en los estadios de Qatar.


Los organizadores de la Copa del Mundo de Fútbol han anunciado que no se pondrán a la venta bebidas alcohólicas en los estadios de Qatar, apenas dos días antes del comienzo del evento.

La decisión, tomada el viernes, supone un cambio en el plan original de Budweiser, el principal patrocinador del torneo, de vender cerveza en las ocho sedes, dentro del perímetro de venta de entradas.

La nueva política significa que sólo se venderá cerveza sin alcohol en las sedes. El alcohol, incluido el champán y el whisky, seguirá estando a disposición de las personas que se encuentren en las zonas de hospitalidad, y habrá cerveza de barril en el Festival de Aficionados de la FIFA, en el centro de Doha.

En un comunicado, un portavoz del organismo rector del fútbol mundial, la FIFA, afirmó que la decisión se tomó tras las conversaciones mantenidas con las autoridades qataríes.

"Las autoridades del país anfitrión y la FIFA seguirán garantizando que los estadios y las zonas circundantes ofrezcan una experiencia agradable, respetuosa y placentera a todos los aficionados", dice el comunicado.

La empresa matriz de Budweiser, AB InBev, paga decenas de millones de dólares a la FIFA en cada Mundial por los derechos exclusivos de venta de cerveza. Según la política anterior, debía vender cerveza con alcohol dentro del perímetro con entradas que rodea cada uno de los estadios durante tres horas antes y una hora después de cada partido.

Según los informes, la empresa, una de las mayores cerveceras del mundo, ya ha enviado la mayoría de sus existencias desde Gran Bretaña a Qatar con la intención de vender su producto a los aficionados.

"Los organizadores del torneo agradecen la comprensión y el apoyo continuo de AB InBev a nuestro compromiso conjunto de atender a todo el mundo durante la Copa Mundial de la FIFA", decía el comunicado.

La asociación de la compañía con la FIFA comenzó en el torneo de 1986 en México y están en negociaciones para renovar su acuerdo para la próxima Copa del Mundo, en Norteamérica.

Algunas restricciones a la venta de alcohol en los estadios no son inusuales. En la Premier League inglesa, por ejemplo, se puede vender cerveza en los campos de fútbol, pero debe consumirse en zonas específicas y no debe llevarse a la vista del terreno de juego. En Brasil, la venta de cerveza se prohibió en los estadios en 2003, aunque la ley se modificó cuando el país acogió el Mundial de 2014. La Ligue 1 francesa tampoco permite el consumo de alcohol dentro de los estadios.

El Mundial de este año, el primero que se celebra en Oriente Medio, comienza el domingo, con el enfrentamiento entre Qatar y Ecuador.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.